Filtros de agua para cultivos hidropónicos y el riego de plantas y jardines

¿Con qué calidad de agua riegas tu huerto de verano?

Se acerca el verano, y a medida que el clima mejora, familias enteras van a pasar un domingo o un festivo a sus huertos, o bien aprovechan sus jardines y cultivan sus propios tomates, cebollas, pimientos, etc.

Luego, será el momento de consumirlos, posiblemente en una buena barbacoa con amigos y familiares. El cuidado del huerto es un hobby bastante popular en nuestro país, uno que incluso une a varias generaciones, y muchos dedican gran cuidado a sus hortalizas, escogiendo los fertilizantes adecuados y protegiéndolas de plagas. Sin embargo, existe un factor crucial a tener en cuenta al que en no pocas ocasiones se le dispensa menos atención de la que realmente requiere.

Nos referimos a la calidad de agua riego, la cual es fundamental para determinar no sólo el éxito de la cosecha, sino la calidad e incluso la salubridad de los productos que cultivamos.

 

Después de todo, los vegetales están compuestos mayoritariamente de agua, y acumularán dentro de sí lo que ella contenga: si el agua está contaminada o contiene elementos no deseables para nuestro organismo, nuestros frutos regados con ella presentarán dichos elementos, además de que afectarán a su calidad y sabor. Por eso es vital contar con un agua limpia y sin contaminantes.

En muchos casos, se utiliza agua de pozo o acequia para regar el huerto. Si bien su calidad varía de acuerdo a la zona, no es conveniente usar un agua de pozo (sin un análisis previo), debido a que puede presentar filtraciones de herbicidas y pesticidas provenientes de campos de cultivo de árboles frutales, o en el caso de campos de ganado puede presentar bacterias fecales.

Por lo que respecta a una acequia, si esta se encuentra cerca de la carretera, puede contener rastros de aceites, combustibles y otros residuos. Además, al no estar desinfectada, puede ser un auténtico criadero de bacterias. El agua de grifo es más segura en cuanto a contaminantes se refiere, pero aun así no es la más indicada para el riego.

Esto se debe a que contiene, como mínimo, CLORO. Además, en algunas zonas, como el Levante español, las aguas son duras, con una gran concentración de sales como el magnesio, el calcio o el potasio, además de sulfatos.

 

 

Veamos en qué afectan estos distintos factores del agua con la que riegas tu huerto de verano:

 

El Cloro

El cloro está presente en todas las aguas de red. Se trata de un desinfectante que asegura que el agua sea inocua para el ser humano. Impide la formación de algas y hongos en las tuberías de suministro y depósitos de almacenamiento de agua. En verano, debido a que las altas temperaturas favorecen la aparición de bacterias, los ayuntamientos suelen incrementar la cantidad de cloro añadida al agua. Esta gran cantidad de cloro afecta de tal manera al olor y el sabor del agua de grifo, que muchísimas personas optan por no beberla. Pues bien, así como el agua clorada no es lo ideal para las personas, tampoco lo es para las plantas. En este caso, el problema es que, si bien el cloro mata microorganismos nocivos, también mata a los microorganismos beneficiosos que habitan en el suelo y que interactúan con las raíces para mejorar la absorción de nutrientes, y que además protegen a la planta de hongos. El uso de fertilizantes orgánicos impulsa y potencia la presencia de esta rica vida interior, pero el agua clorada no discrimina entre microorganismos beneficiosos y perjudiciales: mata a todos por igual. Esto neutraliza el efecto positivo de los fertilizantes orgánicos, e incluso daña a las raíces de la planta. El cloro quema las raíces, evitando que absorban los nutrientes esenciales.

Aguas duras

Dependiendo de la región, el agua local puede ser dura, es decir, rica en sales como magnesio, calcio, potasio, y en sulfatos. Estas sales aumentan la electro-conductividad (EC) del agua, lo que afecta la capacidad de absorción de las raíces. Los valores de EC que puede tolerar una planta presentan un límite. Cuantas más sales haya disueltas en el agua, más reducida será la capacidad de las raíces para incorporar nutrientes.

Hay que tener en cuenta además que una cantidad demasiado elevada de sales puede ocasionar lo que se conoce como “Nutrient Lock Out”, que es lo que sucede cuando las raíces están saturadas y no pueden absorber más nutrientes. Las sales se incrustan en las raíces bloqueándolas, situación que puede llegar a ocasionar la muerte a la planta. Puede además haber en el agua metales pesados como el plomo, el cadmio, el boro o el arsénico, que son tóxicos no solo para las plantas sino para el ser humano.

 

Mejor agua, mejor calidad

En definitiva, la meta es conseguir una producción saludable y abundante, que sea beneficiosa para el organismo y que dé la satisfacción al cultivador de un trabajo bien hecho. En este sentido, controlar la calidad del agua nos permite un mayor control sobre el cultivo, ya que elimina variables a la hora de diagnosticar un problema y ayuda a llevar un mejor control de los nutrientes que se le aportan.

El agua de calidad en el cultivo repercute en un cultivo de calidad. Si se riega con un agua desconocida, desconocido será también el resultado. Esto puede afectar el sabor, el aroma, el aspecto, y los valores nutricionales del producto. En cambio, un agua de buena calidad le permitirá a la planta absorber correctamente los nutrientes que añadimos, con lo que dará frutos mucho más abundantes, deliciosos y saludables. Si para nuestro consumo elegimos la mejor calidad de agua, ¿por qué no darle la misma calidad a nuestras plantas? Existen soluciones que nos permiten conseguir la mejor calidad de agua para nuestro huerto, por eso en el próximo riego, algunas preguntas que nos haremos son: “¿Estoy dándole a mis plantas la mejor calidad de agua?, ¿bebería yo la misma agua que le doy a mis plantas?”

5 razones para bajar la EC y eliminar el cloro del agua

 

La horticultura es una actividad inherentemente humana que nos ha permitido evolucionar y sobrevivir como especie. A miles de años de experiencia, sacando vida de casi cualquier suelo, tenemos que sumarle los enormes avances que el desarrollo de la ciencia ha ido introduciendo en los últimos años, que nos permiten conocer mejor cómo optimizar y mejorar la calidad de los cultivos. Una parte fundamental de esto es nuestra comprensión de la importancia de la calidad del agua y de cómo la electro-conductividad (EC) y el cloro le afectan.

A ningún horticultor, desde el más tradicional hasta el más técnico, se le escapa la importancia del agua para un cultivo. Hemos de tener en cuenta no sólo que el agua constituye la mayoría del peso de una planta, sino que es el principal medio a través del cual podemos introducir, inadvertidamente, sustancias a nuestro cultivo que no le convienen, que pueden hacer enfermar a las plantas, reducir el rendimiento y calidad de las cosechas, afectando a cuestiones tan básicas como el sabor o las propiedades nutricionales de un fruto.

¿Por que debemos bajar la EC y eliminar el cloro del agua?

¿Qué le estás dando de beber a tus plantas?

 

Cuando riegas tus plantas con agua corriente, no solo les estás aportando agua, sino toda una serie de químicos que, dependiendo de la región donde vivas, se presentarán en diferentes concentraciones. En regiones de aguas duras, como en el Levante español, abundan en el agua las sales de magnesio, calcio y potasio, además de sulfatos. Estas sales aumentan la electro-conductividad (EC). En regiones de aguas blandas, si bien no se da el problema de la excesiva concentración de sales, comparte con el agua corriente de las regiones de aguas duras la presencia del cloro.

 

¿Por qué debería bajar la EC y eliminar el cloro del agua de riego?

 

A continuación, te presentamos 5 razones por las que es importante bajar la EC y eliminar el cloro del agua con la que riegas tus plantas.

  • Mayor cantidad de nutrientes y mayor eficiencia nutricional: La electro-conductividad (EC) del agua nos proporciona una estimación de la cantidad de sales que hay en ella disueltas. Una planta puede admitir una concentración limitada de sales que, en valores de EC, oscila entre 1,4 y un 2,2 mS/cm dependiendo del tipo y la fase de desarrollo. Esto se debe a la capacidad de absorción de las raíces. Si le proporcionamos al cultivo un agua con 1,0 mS/cm, la cantidad de nutrientes que podremos darle a nuestra planta será de 0,4 a 1,2 mS/cm para alcanzar los valores máximos. Si por el contrario le proporcionamos un agua con valores bajos de EC, la cantidad de nutrientes que podremos darle a nuestro cultivo será mucho mayor. Además, si partimos de un agua pura, las plantas no absorberán ningún elemento indeseado, por lo que aumentaremos al 100% la eficiencia de los nutrientes y fertilizantes que le suministremos.
  • Al bajar la EC, obtenemos mayor salud radicular:
    Las aguas duras contienen una alta cantidad de sales minerales que producen incrustaciones en las raíces, reduciendo su capacidad de absorción y afectando a la nutrición de la planta. De hecho, todas estas sales minerales, como por ejemplo la cal, el sodio, el magnesio entre otras , junto a los nutrientes que añadamos, pueden producir un efecto de saturación y bloqueo de las raíces que se conoce como “nutrient lockout”, es decir, una incapacidad de la planta de absorber nutrientes, lo que generará su muerte si no se le pone remedio inmediatamente. Al reducir la EC del agua mejoraremos la salud de las raíces, evitando incrustaciones y el nutirent lockout, y podrán absorber con la máxima eficiencia los nutrientes que le suministremos.
  • Protección de microorganismos en abonos y extractos:
    Los abonos orgánicos contienen microorganismos beneficiosos que colaboran en la salud de la planta, manteniendo limpias las raíces de forma que pueden usar toda su capacidad de absorción para la nutrición, o, en el caso de las micorrizas, incluso aumentándola. Estos microorganismos también protegen a la planta contra invasiones de hongos patógenos. Al emplear agua corriente para el riego, estamos matando estos microorganismos beneficiosos. La razón: el cloro. Se trata de un químico desinfectante que se añade al agua corriente para garantizar su salubridad para el consumo humano, impidiendo que se produzca la proliferación de algas y hongos en el interior de los tubos de suministro y en los depósitos de almacenamiento. Pero el cloro no es selectivo y, como desinfectante, elimina cualquier microorganismo, por lo que al regar tus plantas con agua clorada también estás matando los microorganismos que las benefician. Por esta misma razón no deberías usar jamás agua clorada si aplicas en tus cultivos extractos de microorganismos como insecticidas o pesticidas ecológicos, bioestimulantes, protectores fúngicos o biofertilizantes.

 

  • Mayor control general del cultivo y menos problemas. Al bajar la EC del agua, también conseguiremos mayor control total sobre nuestro cultivo. Por ejemplo, al reducir la concentración de sales, lograremos un pH más equilibrado y óptimo para las plantas. También, al suministrar un agua más pura, podremos detectar con mayor precisión el origen de cualquier problema que se dé en nuestro cultivo, ya que sin esa batería de sales descontroladas que entran por el agua corriente, sabemos con exactitud qué nutrientes están recibiendo y en qué cantidades.

  • Mayor calidad y rendimiento del cultivo. Reducir la EC y eliminar el cloro repercutirá en una mayor calidad y rendimiento de tu cultivo. Si lo piensas bien, cuando riegas con un agua cuya composición desconoces, estás incorporando sustancias desconocidas a tu cultivo, que acabarán en flores y frutos que después serán consumidos. De forma general estarás afectando a la calidad de tu producto: a su sabor, a su aroma, a su aspecto y a sus valores nutricionales, pero además estarás desaprovechando la capacidad de rendimiento del cultivo. Un cultivo que no ha podido aprovechar al 100% los nutrientes que le has suministrado, o ha recibido dosis erróneas de sales por haber sido regado con un agua con una EC elevada, o que no ha podido aprovechar los beneficios de los microorganismos de abonos y extractos al haber sido aniquilados por el cloro del agua, te proporcionará una cosecha más reducida y de peor calidad.

 

En resumen, el agua de calidad es el cimiento de una cosecha de calidad. Es un aspecto fundamental que repercute directamente en la salud y calidad de tu cultivo. Cuando riegues tus plantas hazte la pregunta: ¿qué les estoy dando realmente?, ¿por qué les daría un agua que ni yo mismo bebería?, ¿qué voy a hacer al respecto?

Accesorios GrowMax Water para mejorar tu instalación

En GrowMax Water somos expertos en los sistemas de tratamiento de agua para hidroponía y jardinería, y por eso ponemos también a tu disposición diferentes accesorios GrowMax Water que pueden ayudarte a mejorar tu instalación o a potenciar al máximo el rendimiento de tu equipo y a mejorar, todavía más, la calidad de tu agua.

¿Qué accesorios GrowMax Water mejoran la instalación de tu sistema de tratamiento de agua?

Los equipos de filtración GrowMax Water eliminan hasta el 99% de cloro, y los equipos de osmosis inversa además de eliminar el cloro te ayudan a bajar la EC (hasta un 95%) y estabilizar el pH del agua. Pero además, también puedes complementar los equipos de osmosis para conseguir un agua ultra pura, de 000 PPM o 0,0 EC, con Kit de Filtro Desionizador, llenar el depósito sin desbordamientos con el Kit Boya de Seguridad, matar los virus y bacterias del agua de pozo con el Kit de Lámpara Ultravioleta, o conseguir más presión de agua si no tienes la suficiente con el Kit Bomba de Presión.

Cada uno de estos accesorios se adaptan a los equipos para satisfacer tus necesidades de cultivo y conseguir un agua de calidad, y a continuación te explicamos cómo.

Necesito más presión de agua para el equipo de osmosis inversa: Kit Bomba de presión

La presión de agua de entrada es el factor más importante para el correcto funcionamiento de los equipos de osmosis inversa. Por eso, una vez instalado, lo primero que debes tener en cuenta es la presión de agua que recibes, la cual podrás ver en el manómetro de presión que incluyen todos los equipos de osmosis inversa GrowMax Water.

Según las recomendaciones de los fabricantes de membranas para equipos de osmosis, la presión mínima requerida para un buen funcionamiento del equipo es de 3 kg/cm2 o 45 psi.  Es por esto que con una buena presión, los equipos producirán una buena cantidad y calidad de agua, a la vez que rechazará la menor cantidad. Una presión de agua de entrada menor provocará que el equipo no produzca una correcta cantidad de agua y aumentará el rechazo al desagüe, y la calidad del agua osmotizada tampoco será la mejor que podamos obtener.

Para evitar esta situación, si tienes una presión de entrada inferior a 3 kg/cm2 o 45 psi, puedes instalar el Kit Bomba de presión para los equipos Power Grow 500 y Maxquarium 000 PPM, o el Kit Bomba de presión de alto flujo para el Mega Grow 1000. El Kit de Bomba se conecta al equipo para garantizar una presión constante de entrada de agua a la membrana, e incluye todo lo necesario para su fácil instalación. De esta forma nuestro equipo de osmosis funcionará de forma óptima.

Quiero conseguir agua ultra pura con cualquier equipo de osmosis inversa: Kit Filtro Desionizador

Si dispones de un equipo de osmosis inversa, estarás bajando la EC del agua hasta un 95%. Es decir, estarás eliminando buena parte de las sales y metales pesados del agua. Pero si lo que quieres es conseguir agua ultra pura, de 000 ppm o 0,00 EC, necesitarás un Filtro de Desionización.

Nuestro equipo de osmosis inversa Maxquarium 000 PPM, ya incluye un filtro desionizador incorporado, pero en GrowMax Water ofrecemos también la posibilidad de incorporar un filtro desionizador a cualquier otro equipo de osmosis inversa, y conseguir un agua ultra pura. El Kit Desionizador está disponible en dos tamaños, 10” y 20”, según el caudal de agua que necesitemos.

Las resinas del filtro desionizador eliminarán el 100% de las sales en el agua, después de que ésta haya pasado previamente por la membrana de osmosis. Estos filtros son recambiables, igual que el resto de filtros de los equipos. Cuando tu medidor de EC marque niveles más elevados de 0,00, será el momento de cambiarlo.

Quiero evitar los desbordamientos de agua cuando lleno el depósito: Kit Boya de Seguridad

Seguro que en alguna ocasión un pequeño despiste ha provocado que el agua se desborde del tanque porque no te has dado cuenta de que estaba lleno. No eres ni el primero ni el único que se ha visto en esta situación.

Puedes evitarlo y olvidarte de este problema utilizando el Kit Boya de Seguridad GrowMax Water. El Kit de Boya de Seguridad actúa cuando el agua alcanza su altura dentro del depósito, parando el equipo y la producción de agua. De esta forma, el agua nunca llegará a desbordarse y nos ahorrará más de un susto.

Quiero matar virus y bacterias del agua de pozo: Kit Lámpara Ultravioleta

Los equipos de osmosis GrowMax Water eliminan el cloro, los sedimentos y las sales del agua, convirtiendo tu agua del grifo en agua pura y limpia. Pero si tu agua proviene de un pozo, es muy probable que contenga también virus y bacterias y la única forma de eliminarlos es instalando un Kit de Lámpara Ultravioleta.

Las lámparas UVA matan el 99,99% de bacterias y virus presentes en el agua. Las aguas de pozo pueden contener una elevada cantidad de bacterias, las cuales no solo son dañinas para los cultivos, sino que también dañarán la membrana de los equipos de osmosis evitando su correcto funcionamiento. En estos casos debes instalar el Kit de Lámpara Ultravioleta antes del equipo.

Disponemos de dos modelos de lámpara UVA con flujos diferentes: 4 LPM (litros por minuto) o 22 LPM, según tus necesidades de riego.

Necesito más metros de tubería para mi instalación: Kits de Tubería

Todos los equipos GrowMax Water incluyen un kit de instalación completo con tubería de 3/8″ de color blanco para conexión al grifo, tubería de 1/4″ de color azul para el agua buena y la tubería de 1/4″ de color negro para el agua de desecho, cada una de ellas de 3 metros de largo.

No obstante, en muchas instalaciones se necesitan más metros de tubería, ya sea porque la toma del agua está lejos de donde colocaremos el equipo, porque nuestro depósito de agua de riego esté lejos de este o simplemente que el desagüe esté también apartado del equipo. Para todos estos casos disponemos de Kits de Tubería por separado de 10 m de largo cada uno.

Ahora ya conoces los accesorios GrowMax Water. Pregunta por ellos en tu tienda de confianza o contacta con nosotros en grow@growmaxwater.com

Consejos para regar tu huerto urbano

Uno de los factores más importantes en el cuidado del huerto urbano es el riego. El sabor y la calidad de las hortalizas, frutas y verduras dependerán sobre todo del agua que les proporcionemos, porque el agua es la base del crecimiento para los cultivos. Es por ello que hoy os contamos los consejos ha seguir para regar tu huerto urbano.

Sin el agua no pueden sobrevivir, pero si los regamos poco o en exceso, o lo hacemos con el agua inapropiada, también podemos perjudicarlos. Para ello es importante tener en cuenta algunos consejos que os comentamos a continuación, como conocer bien el tipo de planta y sus características antes de sembrarla, el tipo de suelo que utilizamos, la época del año y sobre todo, la calidad del agua con la que regamos.

Te contamos los 4 consejos para regar tu huerto urbano

1.Controlar el tipo de suelo del huerto urbano

Antes de sembrar el huerto, debemos analizar el tipo de suelo, ya que según sus características, la frecuencia y la abundancia de riego variarán.
En el caso de cultivar el huerto en tierras arenosas, es importante que reguemos con mayor frecuencia, porque este tipo de suelo no retiene mucho la humedad. Por el contrario, las tierras arcillosas retienen incluso en exceso la humedad, por lo que es importante controlar que no lleguen a encharcarse, ya que las raíces de las plantas se verían afectadas, hasta llegar a pudrirse.

2. Controlar las necesidades de riego de cada planta

No todas las plantas del huerto necesitan los mismos cuidados de riego, por eso debemos conocer antes sus características. Según el tipo de plantas hortícolas que tengamos, requerirán más agua o menos. Para ello es muy útil agruparlas de acuerdo a sus necesidades de riego:

-Hortalizas de hoja grande (espinacas, lechuga, coliflor, acelgas…) requieren de abundante agua y por lo tanto, de una mayor frecuencia de riego.

-Hortalizas de fruto como los tomates, calabacín, pepinos, pimiento…, necesitan un riego moderado durante la etapa de floración. Si reciben mucha agua durante esta etapa, puede ser perjudicial para su crecimiento. Una vez formados los frutos, necesitarán un riego regular.

-Las cebollas, los ajos y el resto de hortalizas de este tipo requieren de un riego moderado.

-En verano y épocas de más calor, es importante mantener una mayor frecuencia de riego en el huerto, para evitar que los cultivos puedan secarse o dañarse por falta de agua. Si regamos temprano por la mañana o a última hora de la tarde, estaremos protegiendo el cultivo de los efectos del sol y el calor durante esta época del año.

3. Utilizar el sistema de riego adecuado para regar tu huerto urbano

Existen varios tipos de sistema de riego efectivos y cómodos para los huertos urbanos. Tendremos que elegir el que mejor nos ayude a llevar el agua para regar tu huerto urbano a todos los cultivos, de acuerdo al tamaño, a la distribución del huerto y a nuestras necesidades.

Riego con manguera:

Si tenemos el huerto en una pequeña parcela, jardín o terraza, es el sistema más fácil, cómodo y económico. Debemos regar en forma de suave lluvia, de manera que la presión del agua no remueva los nutrientes del sustrato, y teniendo en cuenta que en el caso de algunas plantas es contraproducente regar las hojas.

Si nuestro huerto tiene una superficie mayor y no disponemos de una manguera adecuada ni del tiempo necesario para regar, existen otros sistemas de riego automatizados que distribuirán el agua por todo el huerto de forma más cómoda:

Riego por aspersión:

El agua sale por el aspersor, y se distribuye en forma de lluvia por todo el cultivo. Para utilizar el riego por aspersión se requiere una buena presión de agua, para que ésta llegue a todas las plantas. Este sistema permite una mayor automatización, y mediante una buena programación se consigue que todos los puntos del huerto reciban la misma cantidad de agua.

Riego por goteo:

Este sistema de riego automático permite utilizar el agua de forma más óptima, y evita la pérdida de nutrientes del suelo, por eso es el más recomendado para los huertos urbanos. El agua se infiltra hacia la zona de las raíces de las plantas mediante un sistema de tuberías y goteros que se distribuyen por todo el huerto.

4. Regar con agua de calidad

Si seguimos los consejos anteriores, pero a la hora de regar tu huerto urbano lo haces con agua clorada, no conseguiremos los resultados deseados. Nuestras hortalizas, frutas y verduras no tendrán la calidad ni el gusto que esperábamos al plantarlos, porque el cloro influirá en los resultados.

El cloro es un químico presente en todas las aguas municipales, especialmente en verano, para evitar la proliferación de virus y bacterias en el agua corriente. Si lo que buscamos es comer de forma más saludable y orgánica, con sabores auténticos y cultivando nosotros mismos, entonces necesitaremos regar con agua de la mejor calidad posible, eliminando los químicos y pesticidas que influyen en la salud, en el sabor y en la calidad final de nuestra cosecha.

Por otro lado, si regamos nuestro huerto con agua clorada no sólo influiremos en el gusto y la calidad final de los alimentos, sino que también nos podemos encontrar con diferentes problemas que impedirán el correcto desarrollo de las plantas: raíces quemadas, hojas amarillas, plantas que no crecen, problemas con los abonos que no serán totalmente efectivos…. Para poder regar con agua de calidad, existen los sistemas de filtración para tratar el agua previamente, y así eliminar el cloro hasta un 99%, los pesticidas y herbicidas.

Si además del cloro, el agua con la que regamos tiene elevados niveles de salinidad (es una agua dura) también puede afectar a la calidad de las cosechas con problemas en las raíces de las plantas. En estos casos, con los sistemas de osmosis inversa eliminaremos también hasta el 95% de las sales minerales y metales pesados disueltos en el agua.

Estos sistemas de filtración y de osmosis inversa son de fácil conexión al grifo, a la manguera y a los tanques de agua, y fáciles de adaptar también a otros sistemas de riego. Además disponen de caudales diferentes, para adaptarse a cultivos pequeños, medianos o incluso industriales.

En GrowMax Water estamos especializados en los sistemas de tratamiento de agua para hidroponía, jardines y horticultura. Visita nuestra página web y descubre cómo los sistemas de filtración y de osmosis inversa pueden ayudarte a mantener un huerto más sano, orgánico y con las frutas, verduras y hortalizas más saludables.

3 motivos para utilizar osmosis inversa con tu humidificador

Sabemos que al utilizar osmosis inversa de GrowMax Water bajamos la EC del agua y conseguimos unas plantas más sanas y con producciones mayores, entre otros muchos beneficios. Pero ¿sabías que además de cuidar tus plantas, la osmosis inversa protege y alarga el funcionamiento de tu humidificador?

Osmosis inversa y humidificador

En el cultivo interior, el humidificador permite regular la cantidad de humedad en el aire de la habitación. Funciona añadiendo agua al tanque o depósito del aparato, la cual se evapora, humedeciendo el ambiente, para evitar que las plantas se marchiten y enfermen debido al ambiente seco.

Los equipos de osmosis inversa GrowMax Water bajan la EC del agua eliminando hasta el 95% de sales y metales pesados, así como eliminan el cloro. El resultado es un agua de calidad, pura y limpia de sales y químicos perfecta para tu humidificador y tus plantas por varias razones.

¿Cuales son los motivos por los que utilizar osmosis inversa con el humidificador

1.Al utilizar osmosis inversa evitamos la acumulación de cal en el depósito

Así como el agua dura provoca la acumulación de cal en nuestros grifos, lo mismo sucederá en el tanque del humidificador si lo llenamos con esta agua. Los restos de cal se acumularán en el interior del aparato, interfiriendo en su buen funcionamiento, ya que producirá menos vapor, y necesitará un mantenimiento y limpieza constantes.

Si el agua que utilizamos para llenarlo es de osmosis, garantizamos un mejor mantenimiento y una mayor capacidad de vaporización del aparato, alargando además su vida útil, ya que no habrá incrustación de cal.

2.Al utilizar osmosis inversa conseguimos vapor de agua de calidad

Al utilizar agua libre de sales, con una EC baja, para llenar el depósito del humidificador, no sólo evitamos la incrustación de cal en el interior del aparato, sino que también garantizamos un vapor de agua de calidad, libre de cal y otras sales disueltas en el agua. De esta forma, la humedad del ambiente también será de calidad.

3.Al utilizar osmosis inversa protegemos nuestras plantas

Produciendo vapor de agua de calidad, evitamos problemas en las hojas de las plantas, ya que éstas estarán a salvo de los efectos de la cal y otras sales disueltas. También protegemos las raíces, que no se obstruirán por acumulación de sales como la cal.

 

Teniendo en cuenta estos tres motivos, nuestros equipos de osmosis inversa serán el mejor aliado para tu humidificador, ya que al mismo tiempo que te ayudan a cuidar de tus plantas con la mejor calidad de agua posible, también alargarán la vida útil del aparato.

Otros usos de la osmosis inversa

Además de utilizar agua de osmosis inversa con el humidificador, también se recomienda utilizar agua osmotizada si hay un descalcificador instalado. Estos aparatos no eliminan el calcio y magnesio, sino que los convierten en Sodio, a veces a niveles tóxicos. Si el sodio supera los 50 ppm, las plantas no podrán llegar a su potencial genético.

GROW IT TO THE MAX WITH GROWMAX WATER!

Éxito de Spannabis 2017 en su 14ª edición

Por tercer año consecutivo, hemos estado presentes en la mayor feria del mundo del cannabis, Spannabis 2017 en Barcelona. Ya podemos decir que este ha sido con diferencia un año de éxito para todos los que estamos en el sector. Hemos compartido el buen ambiente de la feria y esta vez, informando más que nunca sobre la manera de conseguir la mejor agua posible para regar nuestras plantas.

Spannabis 2017

Más de 500 empresas representadas por 3.500 personas se han dado cita los días 10, 11 y 12 de Marzo en Barcelona, y entre ellas GrowMax Water, con el stand 17, situados en el pabellón principal, para participar en la 14ª edición de Spannabis.

Durante los tres días que ha durado la feria, miles de personas han pasado por el recinto ferial de Cornellà para no perderse las novedades del sector, escuchar música y participar en las diferentes conferencias que han tenido lugar en Spannabis 2017 en los 17.000m2 que convierten a esta feria en el mayor referente del sector a nivel mundial.

Desde aquí queremos dar las gracias a todos aquellos que nos han visitado en nuestro stand, a todos los amigos que han pasado a saludarnos, y a muchos otros que han decidido utilizar un equipo de Filtración o uno de Osmosis Inversa para sus cultivos.

A todos los que habéis podido visitarnos, muchas gracias y esperamos volver a veros en la siguiente edición de Spannabis 2018, así como a todos aquellos que finalmente no pudieron pasarse ¡Hasta el año que viene!

¡Gana un sistema de filtración de agua ECO GROW!

Participa en nuestro sorteo en Facebook para llevarte a casa un filtro de agua ECO GROW 240 L/h y regar tus plantas sin Cloro,  Sedimentos, Tierra, Oxido, Herbicidas ni Pesticidas ni otros Contaminantes Organicos Volátiles. De esta forma, protegerás las raíces de tus plantas, que se queman con el cloro, y a los microorganismos beneficiosos que viven en tus abonos.

Entra en nuestra página de Facebook GrowMax Water, síguenos y comparte el concurso con tus amigos. De entre todos los participantes sortearemos un ECO GROW 240 L/h para descubrir los beneficios de regar tus cultivos sin cloro.

El miércoles 15 anunciaremos el ganador en nuestra página de Facebook ¡Mucha suerte!

Lee las bases completas aquí:

1. Compañía organizadora

La empresa GrowMax Water Europe SL, con domicilio social en C/ Consell de cent, 346 entlo
08009 Barcelona, con NIF B66164518, organiza el sorteo de un sistema de filtración de agua ECO GROW 240 L/h

2.Desvinculación con respecto a Facebook

Facebook no patrocina, avala ni administra de modo alguno esta promoción, ni está asociado a ella. El usuario se desvincula totalmente de Facebook y es consciente de que está proporcionando su información la empresa GrowMax Water Europe SL, con domicilio social en C/ Consell de cent, 346 entlo 08009 Barcelona y no a Facebook. La información que proporcione se utilizará para gestionar la participación del concursante, comunicarle el premio y para posteriores usos comerciales.

3.Objeto y mecánica del concurso

Para participar debes hacerte Fan de la Página de Facebook GrowMax Water y compartir la publicación del concurso con tus amigos de Facebook.
La participación en el Concurso supone la cesión y autorización expresa de todos los derechos de propiedad intelectual y de imagen sobre las participaciones, de forma que el participante cede a la empres GrowMax Water Europe SL, con domicilio social en C/ Consell de cent, 346 entlo 08009 Barcelona, los derechos de explotación de naturaleza intelectual, industrial y/o de imagen que pudieran corresponderle o derivar de las participaciones enviadas para participar en el Concurso.

4.Duración y Ámbito

La actividad se desarrollará en Facebook y la fecha de comienzo del concurso es el miércoles, 8 de Marzo de 2017, y finalizará el lunes 15 a las 24:00h.

5.Requisitos para participar

Podrán participar en la Promoción:
Todas las personas físicas mayores de 18 años que sean fans de la página oficial de Facebook GrowMax Water y que cuenten con un perfil de usuario real en Facebook.

6.Selección del ganador/ ganadores, suplentes, comunicación y entrega

De entre todos los participantes que se hayan hecho fans de la página de Facebook GrowMax Water previamente al concurso o específicamente para concursar, y que hayan compartido la publicación del concurso con sus amigos, se sorteará un sistema de filtración de agua ECO GROW 240 L/h, mediante la aplicación/página web para promociones y sorteos Sortea2.

Si no se logra contactar con el ganador en un plazo 6 días, desde el primer intento de contacto, o éste renunciase al premio, se procederá a seleccionar un nuevo ganador, perdiendo el anterior ganador su derecho a reclamar el premio.

Asimismo, se comunicará el ganador en la fan page de Facebook de GrowMax Water y vía email, una vez finalizada la promoción y durante las 24 horas siguientes.

La empresa GrowMax Water Europe SL, con domicilio social en C/ Consell de cent, 346 entlo 08009 Barcelona, enviará directamente o través de su distribuidor en el país en el que reside el ganador el regalo, gracias a los datos que este habrá entregado a la empresa GrowMax Water Europe SL, con domicilio social en C/ Consell de cent, 346 entlo 08009 Barcelona, vía mail.

7.Premio

Un sistema de filtración de agua ECO GROW 240L/h, que incluye un kit de instalación completo con tubería azul, conexiones para el grifo interior y exterior, llave de apertura y cierre de los filtros, y manual de uso en 6 idiomas diferentes (español, inglés, francés, alemán, italiano y ruso).

8.Reservas y limitaciones

Se entenderá, a título enunciativo pero no limitativo, que se produce fraude, cuando se detecta el supuesto uso de aplicaciones independientes al Website; la realización de un abuso de consultas al servidor y todos aquellos comportamientos que puedan resultar aparentemente abusivos y/o malintencionados.

La constatación de cualquiera de estas circunstancias durante el concurso supondrá la descalificación automática del concurso así como la pérdida del premio si se le hubiere otorgado.

La empresa GrowMax Water Europe SL, con domicilio social en C/ Consell de cent, 346 entlo 08009 Barcelona, queda eximida de cualquier responsabilidad en el supuesto de existir algún error en los datos facilitados por los propios agraciados que impidiera su identificación. Igualmente no se responsabiliza de las posibles pérdidas, deterioros, robos o cualquier otra circunstancia imputable a correos que puedan afectar al envío de los premios.

La empresa GrowMax Water Europe SL se reserva el derecho de emprender acciones judiciales contra aquellas personas que realicen cualquier tipo de acto susceptible de ser considerado manipulación o falsificación del concurso.

La empresa GrowMax Water Europe SL excluye cualquier responsabilidad por daños y perjuicios de toda naturaleza que puedan deberse a la falta temporal de disponibilidad o de continuidad del funcionamiento de los servicios mediante los que se participa en la promoción, a la defraudación de la utilidad que los usuarios hubieren podido atribuir a los mismos, y en particular, aunque no de modo exclusivo, a los fallos en el acceso a las distintas páginas y envíos de respuestas de participación a través de Internet.

La empresa GrowMax Water Europe SL se reserva el derecho a efectuar cambios que redunden en el buen fin del concurso cuando concurra causa justa o motivos de fuerza mayor que impidan llevarla a término en la forma en que recogen las presentes bases. La empresa GrowMax Water Europe SL se reserva el derecho a aplazar o ampliar el período del concurso, así como la facultad de interpretar las presentes bases legales.
Asimismo, la empresa organizadora quedará exenta de toda responsabilidad si concurriere alguno de los casos señalados, así como de cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios que pudiesen ocasionarse durante el disfrute del premio.

9. Protección de datos

Los datos suministrados por los participantes serán tratados confidencialmente y recopilados en un fichero automatizado de datos de carácter personal, siendo la empresa GrowMax Water Europe SL, con domicilio social en C/ Consell de cent, 346 entlo 08009 Barcelona, titular y responsable de dicho fichero, cuya finalidad será la gestión del presente sorteo y envío de información comercial que pudiera ser de su interés.

La empresa GrowMax Water Europe SL garantiza el cumplimiento íntegro de la Ley Orgánica 15/1999, de 13 de diciembre de Protección de Datos de Carácter Personal en el tratamiento de los datos personales recogidos en el presente CONCURSO, en especial por lo que se refiere a la atención del ejercicio de los derechos de información, acceso, rectificación, oposición y cancelación de datos personales de los concursantes.

10. Aceptación de las bases

La simple participación en el concurso implica la aceptación de las presentes Bases, por lo que la manifestación en el sentido de no aceptación de la totalidad o parte de las mismas implicará la exclusión del participante y como consecuencia de ello, la empresa GrowMax Water Europe SL con domicilio social en C/ Consell de cent, 346 entlo 08009 Barcelona, quedará liberada del cumplimiento de la obligación contraída con dicho participante.

 

 

Nutrientes esenciales para nuestras plantas

Las plantas, como los humanos, necesitan una alimentación equilibrada y adecuada a su fase de crecimiento. El calcio y el magnesio son dos de los nutrientes esenciales para las plantas, así como el fósforo, el hierro, el nitrógeno, el potasio y el manganeso, en las cantidades adecuadas. Las deficiencias de estos nutrientes en el cultivo pueden tener consecuencias severas en su crecimiento y nosotros obtener unos malos resultados.

Conocer algunos de los síntomas derivados de la carencia de nutrientes, nos ayudará a controlar mejor el crecimiento de nuestras plantas y asegurarnos de que tienen la cantidad de alimento que necesitan. No obstante,entre los nutrientes esenciales para las plantas es importante distinguir entre los macronutrientes, absorbidos por las plantas en gran cantidad, y los micronutrientes, los cuales son necesarios para ellas sólo en pequeñas cantidades (en mayor cantidad pueden ser nocivos).

En un artículo anterior, os hablábamos de la importancia del calcio y el magnesio, por eso hoy nos centraremos en el resto de los nutrientes esenciales para las plantas, empezando por los macronutrientes, los cuales se necesitan en mayores cantidades.

¿Cuales son los nutrientes esenciales para nuestras plantas?

Fósforo

Es un nutriente esencial, ya que es clave en la transferencia de energía por toda la planta. El fósforo ayuda a construir las paredes de las células, el ADN, las proteínas y las enzimas. Las mayores concentraciones de fósforo están en las raíces, las puntas de crecimiento y el tejido vascular, es decir, en las partes en desarrollo de la planta.

En las plantas jóvenes, la presencia de fósforo es indispensable para su correcto crecimiento, ya que cuando más fósforo absorbe una planta es durante su primer cuarto de vida.

Cuando hay una falta de fósforo, la planta deja de crecer en altura y se frena el desarrollo de las ramas; además se vuelve de un color verde oscuro. Por último, si pasa tiempo sin corregirse los niveles de fósforo, pueden aparecer puntos de necrosis en las hojas más viejas y malformación de éstas.

Nitrógeno

Es uno de los nutrientes más indispensables que una planta necesita y una parte importante de proteínas, clorofila, vitaminas, hormonas y ADN. El Nitrógeno es un componente de las enzimas, por lo que desempeña un papel activo en el metabolismo de las plantas e influye positivamente en su crecimiento. Hojas más grandes, más cantidad ramas y un periodo vegetativo más prolongado, son algunos ejemplos de los efectos positivos del Nitrógeno en las plantas.

No obstante, una carencia de este nutriente tiene como consecuencia el efecto inverso. La deficiencia de nitrógeno retrasa la síntesis de la proteína, y la planta, para seguir satisfaciendo sus necesidades, rompe sus propias proteínas. Cuando esto sucede, hay un excedente de hidratos de carbono debido al desglose de proteínas, que provoca el color morado de los tallos de las hojas y del tallo de la planta.

Debido a la falta de nitrógeno, también se produce con el tiempo un desglose de clorofila, que convierte al color verde de las hojas en amarillo o en color verde blanquecino, hasta que finalmente se marchitan y caen.

Las raíces de las plantas también muestran síntomas por la falta de Nitrógeno. Si la falta de Nitrógeno se produce en una etapa temprana de crecimiento, la planta entera queda afectada y se queda pequeña. Debido a esto, los órganos de la planta no se forman correctamente, causando un crecimiento incompleto. En etapas más avanzadas, la planta es capaz de seguir desarrollándose a pesar de la falta de nitrógeno.

Potasio

El potasio se encuentra presente por toda la planta. Es uno de los elementos indispensables para transportar el agua por toda su estructura, así como para la apertura y el cierre de las estomas. Además, dota de fuerza y calidad a la planta.

Cuando hay una carencia de Potasio se produce una reducción de la evaporización. Si se reduce la evaporización, la temperatura de las hojas aumenta y las células se queman. Principalmente este proceso de quemadura se produce en los bordes de las hojas.

Cuando las puntas de las hojas muestran bordes grises, que después se tornan en color marrón orín, hasta retorcerse y secarse, el motivo es la carencia de potasio. Otro síntoma son las hojas que amarillean desde los bordes en dirección a los nervios de las hojas y aparecen puntos o manchas de tejido muerto de color marrón orín.

Un exceso de sal (sodio) en torno a las raíces puede ser una de las causas que provocan la carencia de Potasio en la planta, ya que las raíces se bloquean y no pueden absorber más nutrientes.

Nos centramos ahora en los micronutrientes. A pesar de ser absorbidos por la planta en menor cantidad, son también imprescindibles para su correcto desarrollo:

Hierro

El hierro es un nutriente muy común y presente en la tierra, pero en grandes cantidades puede ser tóxico para las plantas, por lo que es un micronutriente. Por otro lado, es muy difícil de absorber por las plantas, ya que generalmente se encuentra en el suelo como material insoluble, por lo que son pocos los suelos que disponen de hierro en las formas necesarias para las plantas.

La absorción del hierro depende en gran medida del pH. Normalmente las tierras ácidas tienen suficiente hierro en formas que pueden ser absorbidas por las plantas.

Hojas que amarillean de forma continuada, e incluso algunas que quedan blancas; necrosis en las hojas (tejidos muertos) y plantas que dejan de crecer, son síntomas de la carencia de hierro.

Manganeso

El manganeso se encuentra en altas concentraciones en las partes más activas de las plantas (meristemas) y en menor medida en las raíces y en los tallos. Es un oligoelemento esencial para las plantas que activa varias reacciones enzimáticas, como por ejemplo, la división del agua durante la fotosíntesis o la formación de membranas de células vegetales.

El manganeso es absorbido a través de las raíces de las plantas y se distribuye por toda la planta con dificultad, aunque más fácilmente que otros elementos como el hierro o el calcio, menos solubles.

La falta de manganeso en las plantas les provoca cambios fisiológicos: la producción de proteínas disminuye, reduciendo la capacidad de la planta para absorber nitratos. Cuando esto sucede, se retrasa el crecimiento de la planta, y aparecen síntomas en las hojas parecidos a los causados por la carencia de hierro o magnesio.

En el caso de falta de manganeso, las manchas amarillas aparecen entre los nervios laterales, y el resto de la superficie de la hoja mantiene su color verde original. No hay blanqueamiento. No debe confundirse con la falta de hierro, que provoca el amarillamiento en toda la superficie de la hoja.

Un pH demasiado elevado puede ser una de las causas que provocan la carencia de manganeso. Esto es debido a que, con unos valores de pH elevados, el manganeso se precipita en dióxido de manganeso, que no es absorbible por la planta.

Osmosis inversa para evitar la carencia y el exceso de nutrientes

Existen en el mercado una amplia variedad de fertilizantes y de complementos nutritivos para ayudar a las plantas con una correcta alimentación: en formato abono, líquido o sólido. Añadiendo estos productos, proporcionamos a las plantas los nutrientes que necesitan para cada fase de desarrollo, y nos ahorramos los síntomas y problemas por falta de alimento anteriormente descritos.

Pero antes de añadirlos al agua con la que vamos a regar o al abono, es muy importante controlar la EC del agua (electroconductividad). Así sabremos la cantidad de sales y minerales disueltas que ya contiene el agua de nuestro grifo. No obstante, solo midiendo la EC con un medidor, no podemos controlar la cantidad exacta de cada uno de los nutrientes que ya se encuentran en el agua. Por lo que si añadimos, por ejemplo, cantidades muy altas de calcio y el agua de riego ya contiene mucho calcio (agua dura), provocaremos un exceso de nutrientes. O si por el contrario el nivel de calcio en el agua es muy bajo (agua blanda), y añadimos poca cantidad de calcio, provocaremos una carencia de este elemento.

Si utilizamos agua de osmosis inversa, bajamos la EC hasta un 95% y conseguimos agua sin sales ni minerales añadidos. De esta manera, conseguimos el equilibrio perfecto entre el agua y el alimento exacto que queremos dar a nuestras plantas ¿Cómo? Sabemos que las plantas pueden llegar a admitir hasta un 1,4 o hasta 2,2 de EC, según su genética y fase del cultivo. Cuanto más elevada sea la EC del agua, menos nutrientes podremos añadir al cultivo. Por eso si empezamos con un agua pura de 0,1 o 0,2, podremos añadir a las plantas más nutrientes hasta alcanzar su máximo potencial, es decir, para conseguir mayor productividad y mejores resultados.

Nutrientes esenciales y agua ultra pura

MAXQUARIUM-000-PPMLos cultivadores más exigentes prefieren regar con agua ultra pura (de 0,00 EC), para asegurarse de que los suplementos nutritivos que les dan a las plantas son exactamente los derivados de los productos que añaden, y no del agua. Para ello, utilizan el equipo de osmosis inversa más desionizador Maxquarium 000ppm, que produce hasta 20L/h de agua ultra pura. Es un equipo diseñado también para la industria de los acuarios, donde se aseguran de que el agua que utilizan es lo más pura posible para mejorar la vida de los peces y algas.

GrowMax Water ofrece también el Filtro desionizador, accesorio disponible para todos los equipos de osmosis inversa cuando se quiere tener la seguridad de conseguir agua ultra pura, de 0,00 EC.

Ahora sólo tienen que añadir al agua los suplementos nutritivos que desean, sin preocuparse de controlar previamente la EC del agua.

En resumen, acompañar el uso de suplementos nutritivos con el tratamiento de agua osmotizada y ultra pura, nos ayudará a evitar problemas de cultivo y carencias nutritivas como las mencionadas a lo largo del artículo. Siempre asegurándonos de la cantidad correcta de nutrientes que necesita cada planta, según el tipo y su fase de cultivo, y controlando su desarollo.

¡Grow it to the Max con GrowMax Water para evitar las carencias y los excesos de nutrientes!