Filtros de agua para cultivos hidropónicos y el riego de plantas y jardines

Trucos para regar tus plantas durante las vacaciones

Llegó el verano y con él unas merecidas vacaciones. Es momento de hacer las maletas y poner rumbo a la playa, a la montaña o en definitiva, a cualquier lugar alejado del estrés diario. Pero ¿qué hacemos con las plantas si no las puede regar nadie en nuestra ausencia? No tenemos que preocuparnos por ello, ya que existen algunos trucos para regar las plantas mientras  estamos fuera de vacaciones que las mantendrán hidratadas hasta nuestra vuelta.

De esta forma, evitaremos que las plantas mueran mientras estamos fuera, y  todo el esfuerzo dedicado a lo largo del año para cuidarlas bien no habrá sido en vano. La solución más rápida es pedir a un familiar o vecino que pueda pasarse un par de veces por semana para regarlas, pero lógicamente, no siempre encontramos a ese alguien en Agosto… En el caso de viajes cortos de una semana podemos dejarlas bien preparadas para que durante nuestras vacaciones, puedan aguantar bien sin más agua.  A la vuelta quizás podemos encontrar algunos daños leves, pero fáciles de reparar con los cuidados de siempre.

Preparar las plantas antes de irnos de vacaciones

Si hemos programado un viaje de no más de una semana, podemos dejarlas sin ningún tipo de sistema de riego. No obstante, debemos seguir algunos pasos antes de coger las maletas. Lo primero que tendremos que hacer antes de irnos es regarlas bien para que mantengan la humedad al máximo durante los siguientes días, pero nunca encharcarlas o dejarlas dentro de una maceta o recipiente lleno de agua en contacto directo con las raíces. Si hacemos esto último, se pudrirán.

Para que estén en mejores condiciones durante nuestra ausencia, debemos colocarlas en un lugar fresco y apartarlas de la exposición directa del sol. De esta forma aprovecharán mejor la humedad del ambiente y no se secarán tanto.  No obstante, si son de interior, el hecho de recibir sombra no significa bajar persianas y dejarlas en la oscuridad, si no en un espacio con luz tenue y un poco de ventilación.

Quitar las hojas secas y ramas en malas condiciones antes de irnos, así como las hojas de mayor tamaño, ayudará también a que retengan mejor la humedad y resistan más durante nuestra ausencia.

Sistemas de riego automatizado para las plantas

Si tenemos la suerte de poder alargar nuestras vacaciones fuera de casa durante más días, entonces debemos buscar alternativas de riego para que se mantengan hidratadas. Igualmente, primero debemos dejarlas bien preparadas, siguiendo los consejos anteriores.

apsersorjpgEn el caso de las plantas en jardines o terrazas,  los sistemas de riego automatizados nos serán muy útiles para mantenerlas hidratadas. Mediante aspersores o el riego por goteo con una instalación de tuberías, podremos dejar programado el riego de forma cómoda, y asegurándonos de que todas las plantas recibirán agua. Este un sistema muy cómodo también para regar durante todo el año, ya que nunca nos despistaremos.

Si no disponemos del presupuesto para este tipo de instalaciones, o se trata de plantas en balcones o de interior, existen sistemas caseros para automatizar el riego mientras estamos disfrutando de las vacaciones.

 

Sistemas de autorriego caseros

botellaUno de los trucos más populares es el de la botella. Consiste en crear un sistema de riego gota a gota para que la planta reciba constantemente agua, pero sin encharcarla. En el tapón de la botella realizaremos un agujero lo suficientemente grande como para que puedan caer gotas, llenaremos la botella  y la colocaremos boca abajo, “clavada” en la tierra, para que poco a poco vaya suministrando agua a la planta, y por lo tanto, que se retenga la humedad. Cuanto más grande sea la botella, más tiempo durará.

Pondremos una botella en cada maceta o jardinera para así asegurarnos de que todas nuestras plantas tendrán agua suficiente y seguirán cuidadas.

Otro truco parecido al de la botella pero un poco más sofisticado son los conos de arcilla. Se trata de unos conos dosificadores que se enroscan a la botella y se clavan en la tierra para dosificar el agua. Igual que en el truco anterior, la botella quedará boca abajo, enroscada en el cono, y permitirá que gota a gota caiga el agua y la tierra se vaya humedeciendo. La diferencia al truco casero se encuentra en el material del cono, la cerámica, que con sus cualidades microporosas, garantiza que el agua se dosifique mejor.

Estemos o no en casa, las plantas necesitan agua de calidad

Mediante estos trucos para regar nuestras plantas durante las vacaciones, evitaremos que la falta de agua las pueda dañar. Con el calor y el sol del verano sufren más, por eso no descuidar su riego mientras estamos fuera es importante. No obstante, el agua de calidad, libre de cloro es también fundamental para sus cuidados. Por eso no debemos olvidarnos de utilizar siempre agua limpia, tratada con sistemas de filtración. Estos sistemas también se pueden conectar a nuestra instalación de riego automático.

Ahora ya podemos hacer las maletas y empezar las vacaciones con más tranquilidad, sabiendo que nuestras plantas estarán bien hidratadas aunque no estemos en casa durante unos días.